Humidificación de las obras de arte y antigüedades

cpisteam, humidificación



Humidificación de las obras de arte y antigüedades

Uno de los más importantes y básicos factores en la preservación de obras de arte es la estabilidad del ambiente circundante, lo que requiere un control estricto de la temperatura y de la humedad.

Los cambios de temperatura y de humedad causados por factores exteriores (como la calefacción, los repentinos cambios climáticos, el flujo de visitantes, etc.), son el mayor problema de los museos. Sobre todo las fluctuaciones repetidas durante un periodo de varias horas o días son las más dañosas porque los materiales no tienen tiempo de acostumbrarse. Por ejemplo, la acumulación de gente en una hora precisa aumenta considerablemente la humedad, sobre todo los días de lluvia.

Esos efectos pueden ser muy visibles como las deformaciones, las desintegraciones o las grietas, o pueden ser microscópicas y empeorar con el tiempo. Ya que las obras de arte son antiguas, se vuelven quebradizas y muy frágiles y ya no tiene la capacidad de reajustar su nivel interno de humedad sin daños.

Los museos necesitan controlar el ambiente circundante las 24 horas del día, los 7 días de la semana ya que la temperatura y la humedad relativa pueden fluctuar muy frecuentemente. Eso necesita un sistema de humidificación constante y por lo tanto necesitar ser fiable. Para muchas instituciones el parámetro fundamental de la humedad relativa se sitúa entre 45% y 55% a lo largo del año permitiendo fluctuaciones entre los dos extremos pero controlando una fluctuación diaria de más o menos 3%. La temperatura también tiene que ser controlada todo el año entre 18ºC y 24ºC, permitiendo fluctuaciones entre los dos extremos pero controlando una fluctuación diaria de más o menos 3ºC. Cada sistema de humidificación instalado tiene que reaccionar rápidamente para hacer disminuir la humedad, cerrarse rápidamente cuando el nivel de humedad es elevado y modular la operación de 0-100% hasta arreglárselas con el control cerrado requerido.